Mejores lugares para visitar en Roma: Descubre la Belleza de la Ciudad Eterna

Bienvenido a la ciudad eterna, un lugar que parece salido directamente de las páginas de la historia. Roma es una joya única en el mundo por su riqueza arqueológica, artística y cultural. Caminar por sus calles empedradas es como dar un paseo por más de dos mil años de civilización. En este artículo te mostraré los mejores lugares que no te puedes perder durante tu visita a la capital italiana. Descubrirás icónicos monumentos como el Coliseo o la Fontana de Trevi, así como rincones menos conocidos pero igualmente impresionantes. Prepárate para enamorarte perdidamente de la belleza eterna de Roma. ¡Comencemos nuestro viaje!

Selección de los destinos más destacados para explorar en Roma

Si estás buscando los mejores lugares para visitar en Roma, estás a punto de emprender un viaje lleno de asombro y maravilla.

Plaza Largo di Torre Argentina

Esta plaza marcada con las letras A, B, C y D alberga los restos de cuatro templos republicanos. Se trata de uno de los yacimientos arqueológicos más antiguos de Roma, que data del siglo II y I a.C. Pasear por la plaza Largo di Torre Argentina es retroceder más de 2000 años en el tiempo. Podrás ver los restos de estos templos republicanos perfectamente conservados bajo tus pies a través de unas mirillas.

Uno de los templos estaba dedicado a la diosa Feronia. Este lugar era un centro religioso muy importante en la antigua Roma. Hoy en día alberga un refugio de gatos callejeros.

Templo de Adriano

Templo de Adriano Homenaje arquitectónico al emperador romano

El Templo de Adriano fue construido en el siglo II d.C para honrar al emperador romano Adriano después de su muerte. Se ubica en la actual Plaza de la Pilotta, muy cerca del Panteón. Es uno de los monumentos romanos mejor conservados del mundo antiguo. Destacan sus altas columnas de granito con capiteles corintios. Solo se mantiene en la actualidad la fachada principal con su frontón y las paredes laterales.

A través de los siglos el templo de Adriano sufrió numerosas transformaciones. Fue utilizado como aduana, como bolsa de valores e incluso como teatro de ópera. Hoy en día es una visita ineludible para conocer la grandeza de la antigua Roma y rendir homenaje al emperador Adriano.

Circo Máximo de Roma

El Circo Máximo fue el estadio más grande del mundo antiguo. Se estima que podía albergar entre 150.000 y 250.000 espectadores. Aquí se celebraban carreras de carros y todo tipo de festejos populares. Actualmente se conservan las gradas de piedra del circo, aunque muy deterioradas. Cuesta imaginar el estruendo y la emoción que se vivía aquí con decenas de miles de romanos vitoreando sin parar.

Una maqueta a tamaño real te ayudará a hacerte una idea del tamaño descomunal que llegó a tener este circo. Merece la pena pasar por aquí aunque solo queden ruinas y pisar el mismo suelo que los antiguos romanos.

Piazza San Pietro

Historia de la Piazza San Pietro

La monumental Plaza de San Pedro del Vaticano es una obra maestra del Barroco romano diseñada por Bernini en el siglo XVII. Está dominada por la Basílica de San Pedro con su icónica cúpula. Pasear por esta majestuosa plaza es como transportarse a otro mundo. Destacan sus 284 columnas y 88 pilastras que simbolizan los 365 días del año. En el centro se alza un obelisco egipcio de más de 4000 años de antigüedad.

No te pierdas el espectáculo de las fuentes con sus juegos de agua y luz. Y antes de marcharte da un último vistazo a la basílica para llevarte este momento mágico grabado en la retina.

Piaza Navona

La Piazza Navona es una de las plazas más emblemáticas de Roma. Fue construida sobre el antiguo estadio de Domitiano en el siglo I d.C. Durante siglos fue el corazón de la vida social y cultural romana. Hoy en día sigue conservando todo su esplendor con sus terrazas, artistas callejeros y espectaculares fuentes barrocas.

La Fontana de los Cuatro Ríos, obra maestra de Bernini, domina la plaza con sus alegorías de los cuatro continentes conocidos entonces. No dejes de probar el famoso gelato en alguna de sus terrazas mientras disfrutas del ambiente festivo navideño.

Ostia Antica

Información de interés sobre Ostia Antica

Ostia Antica fue el puerto de la antigua Roma y hoy es uno de los yacimientos arqueológicos mejor conservados del mundo. Podrás pasear por más de 20 hectáreas con ruinas de templos, termas, teatros y viviendas. La visita es como viajar 2000 años atrás en el tiempo. Recorrer sus calles empedradas permite hacerse una idea muy precisa de cómo era la vida cotidiana en la época romana.

No te pierdas el teatro, las termas de Neptuno o la taberna, con su barra de mármol aún intacta. En el Museo Ostiense se exhiben espectaculares mosaicos y esculturas. Si quieres entender cómo se vivía en la antigua Roma, Ostia Antica es parada obligatoria.

Teatro Sistina

Inaugurado en 1948, el Teatro Sistina es uno de los escenarios más emblemáticos de Roma. Se ha hecho mundialmente famoso por albergar el musical «Mamma Mia!», representado aquí de manera ininterrumpida durante 10 años. El fastuoso interior art decó del Sistina y la calidad de sus espectáculos lo convierten en un lugar de visita obligada en la capital italiana. Además de musicales, también programa óperas, conciertos y obras de teatro.

No importa si no entiendes el idioma, merece la pena vivir la experiencia de disfrutar de un espectáculo en un teatro tan icónico. Déjate deleitar por la magia del Sistina como llevan haciendo los romanos desde hace más de 70 años.

El Panteón

Información de interés sobre El Panteón

Construido originalmente como templo romano en el año 120 d.C, el Panteón es la obra de ingeniería más grandiosa que nos legó la Antigüedad. Su inmensa cúpula de hormigón sigue siendo la más grande del mundo casi 2000 años después.

El genial diseño del Panteón capta la luz del sol a través de su óculo central. Esto crea un efecto espectacular en el interior que parece obra de magia. No te pierdas el cambio de luces según avanza el día. Hoy en día el Panteón sigue siendo un lugar de culto cristiano bajo la advocación de Santa María de los Mártires. Alberga las tumbas del rey Víctor Manuel II y del artista Rafael Sanzio. Pocos lugares transmiten una sensación de eternidad como esta joya romana.

Parque Giardino degli Aranci

El Parque Giardino degli Aranci es un oasis de paz con las mejores vistas panorámicas del río Tíber y la cúpula de San Pedro. Está situado en la colina Aventina, uno de los siete cerros históricos de Roma. Pasear entre sus naranjos y palmeras es una delicia después de una mañana visitando los grandes monumentos romanos. Siéntate tranquilamente en un banco a saborear el memorable skyline de la ciudad eterna.

Al atardecer este parque se llena de parejas románticas y locales disfrutando del mágico ambiente. Un lugar que sin duda conquistará tu corazón.

Viterbo

Las encantadoras plazas de Viterbo

Viterbo es una hermosa ciudad medieval situada al norte de Roma que bien merece una visita de un día. Destacan su centro histórico amurallado y monumentos medievales como la Catedral de San Lorenzo. Pero lo más famoso de Viterbo son sus terrazas naturales de agua termal. No te pierdas darte un baño relajante en la piscina gratuita de Bullicame o probar las propiedades curativas de la Fuente de los Dragos.

Los amantes del cuidado personal encontrarán en Viterbo su pequeño paraíso particular con toda clase de tratamientos termales a precios muy asequibles. Una deliciosa escapada cerca de Roma.

Mercado de Trajano

Uno de los mercados de la antigüedad mejor conservados es el Mercado de Trajano, construido en el año 100 d.C por el emperador Trajano. Aún hoy podemos admirar su monumental estructura en mármol con más de 150 tiendas en varios niveles.

Fue todo un precursor de los actuales centros comerciales. Aquí los antiguos romanos encontraron toda clase de bienes procedentes de las provincias del imperio. Hoy en día es un museo con maquetas sobre su pasado esplendor comercial.

Monte Palatino

Visitando el Monte Palatino

El monte Palatino, entre el Foro Romano y el Circo Máximo, es una de las colinas más emblemáticas de la historia de Roma. Según la leyenda fue aquí donde se fundó originalmente la ciudad. También es el lugar donde se construyeron los fastuosos palacios imperiales.

Podrás pasear entre restos de templos, casas romanas y termas. Destacan especialmente las ruinas de la Domus Augustana, residencia privada del emperador Augusto que te dará una idea del lujo que rodeaba a los antiguos gobernantes.

Catacumbas

Bajo la ciudad de Roma se esconde todo un misterioso mundo subterráneo: las Catacumbas. Se trata de más de 60 km de túneles y pasajes excavados entre los siglos II y V d.C. Eran utilizados como cementerios por los primeros cristianos y albergaron más de 500.000 tumbas.

Las principales catacumbas que puedes visitar son las de Domitila, San Sebastián y San Calixto. Allí descubrirás antiguos frescos e inscripciones mientras recorres estos estrechos túneles a la tenue luz de las velas. ¡Una experiencia fascinante!

Castel Gandolfo

Situada en las afueras de Roma, este pintoresco pueblo alberga la residencia de verano de los papas, el Palacio Apostólico de Castel Gandolfo. El edificio y sus magníficos jardines están abiertos al público como museo desde hace pocos años.

El otro gran atractivo del pueblo son sus vistas espectaculares sobre el lago Albano. Un entorno natural que contrasta con los típicos paisajes romanos de vestigios arqueológicos y plazas barrocas. Una excursión perfecta para un día de relax lejos del ajetreo turístico de la capital.

Pirámide de Cestio

Información de interés pirámide de cestio

Con sus 36 metros de altura, la Pirámide de Cestio es la tumba más grande y mejor conservada de la época romana. Fue construida en solo 330 días durante el siglo I a.C. Originalmente estaba revestida de mármol blanco y hoy sólo conserva el núcleo de cemento y ladrillos.

La pirámide está integrada dentro de las murallas de Roma, muy cerca de la emblemática Puerta San Pablo. Cuando la ves de cerca te sorprende su tamaño imponente y proporciones perfectas. Un monumento funerario único con más de 2000 años de antigüedad.

Ponte Milvio

El Puente Milvio es uno de los sitios más románticos de Roma gracias a una entrañable tradición. Las parejas colocan un candado en sus barandillas con sus nombres grabados como símbolo de su amor eterno y luego lanzan la llave al río Tíber.

Contemplar el atardecer sobre este puente del siglo III a.C mientras los enamorados realizan su ritual es uno de esos pequeños placeres que te enamorarán de la ciudad. Recuerda traer tu propio candado para dejar tu huella junto a miles de corazones enlazados.

Ara Pacis

Construido en el año 9 a. C, el Ara Pacis es uno de los más importantes monumentos históricos dedicados a la celebración de la paz romana bajo el emperador Augusto.

Lo más impresionante son los magníficos frisos de mármol con escenas religiosas y la propia familia imperial que se han conservado en un estado excepcional. Una auténtica obra maestra del arte romano con más de 2000 años de historia.

Piazza della Repubblica

Monumentos en Piazza della Repubblica La Fuente de las Náyades

La Plaza de la República es uno de esos encantadores rincones de la Roma monumental. La fuente de las Náyades preside esta elegante plaza construida en 1888 que conserva todo el sabor de la época. Destacan los cafés históricos con sus terrazas como el Caffè Nazionale del año 1868 o el Giolitti fundado en 1890 y considerado una institución en Roma.

Es el lugar perfecto para vivir como los romanos con un buen capuchino o el famoso gianduiotto, un dulce de chocolate y avellanas.

Amplía tu conocimiento: Te invitamos a leer más artículos de Roma:

Piazza del Popolo

La Plaza del Popolo es un magnífico lugar para comenzar tu recorrido por la ciudad eterna. Esta plaza semicircular te recibe a los pies de la colina del Pincio después de llegar por la Via Flaminia, la antigua vía romana. En su centro puedes ver el imponente obelisco Flaminio de 24 metros de altura que domina la plaza. El entorno barroco te prepara para adentrarte poco a poco en los siglos de historia romana. Tómate un respiro en alguna de sus terrazas antes de perderte en el dédalo de callejuelas del centro histórico.

Basílica de San Pedro

La majestuosa Basílica de San Pedro en el Vaticano es la iglesia más grande del mundo. Fue consagrada en 1626 después de 120 años de obras. Recorrer sus naves y capillas decoradas por los mejores artistas italianos es toda una experiencia. No te pierdas el impresionante baldaquino de Bernini, la Pietà de Miguel Ángel o ascender hasta la cúpula diseñada por Miguel Ángel. Desde allí disfrutarás de las vistas más espectaculares de Roma.

Acabar tu visita en la magnífica Plaza de San Pedro es el broche perfecto para despedirse de la Ciudad Eterna. ¡Arrivederci Roma!

Mapa de los mejores lugares para visitar en Roma

Preguntas frecuentes

¿Cuántos días se necesitan para visitar Roma?

Para visitar los lugares emblemáticos de Roma y tener tiempo de saborear la ciudad se recomienda pasar al menos 3 días. En 5 o 7 días se puede tener una experiencia más completa y relajada.

¿Cuáles son los monumentos imprescindibles de Roma?

¿Cómo desplazarse por Roma?

¿Dónde comer en Roma?

¿Es segura Roma para viajar?

¿Cuál es la mejor época para visitar estos lugares en Roma?

¿Se requiere reservación para visitar la Basílica de San Pedro?

¿Hay tarjetas turísticas que faciliten la visita a estos lugares?

¡Calificación!

¡Haz clic en una estrella para puntuarlo!

Promedio de puntuación / 5. Recuento de votos:

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.

Ya que has encontrado útil este contenido...

¡Sígueme en los medios sociales!

Deja un comentario